Protege tu piscina hasta el próximo verano

Protege tu piscina hasta el próximo verano

El verano ya se acabó y comienza la temporada de frío y lluvia. Si quieres poder disfrutar de tu piscina el verano que viene en buenas condiciones, debes tomar nota de algunas claves importantes para su conservación y limpieza durante los meses de otoño, invierno y primavera.

¿De qué protege la cubierta para piscinas?

–      Protección contra elementos externos. Las hojas, ramas, insectos son elementos que caerán sobre tu piscina exterior cuando llegue el mal tiempo. Estos agentes suelen provocar daños en tu piscina además de suciedad y la consiguiente humedad. Para evitar tener que retirarlos, la cobertura con una buena lona es la solución ideal. Una lona resistente ayuda a que estos elementos se mantengan fuera del agua y sean fáciles de retirar.

–      Más respeto al medio ambiente. Una lona para cubrir la piscina reduce el empleo de productos químicos necesarios para la limpieza de la piscina. No tendrás que limpiar y purificar el agua con tanta frecuencia y por tanto ahorrarás y tu piscina será más sostenible y respetuosa con el medio ambiente.

–      Menos evaporación de agua. El nivel de agua de la piscina suele descender en primavera, ya que se pierde por evaporación. La cubierta de invierno evitará que baje de forma sustancial ese nivel del agua y por tanto que esté lista con el agua necesaria para el próximo verano.

–      Más seguridad. La lona para piscinas es además un elemento importante de seguridad. Evita que mascotas o personas caigan al agua durante los meses que no se usa. Para ello la lona debe estar bien tensada y anclada con unas buenas sujeciones.

En Toldo Toldo, disponemos de cubiertas para piscinas elaboradas en policarbonato, material que evita goteos y protege contra los radiaciones UV de los rayos solares. Si necesitas una cubierta fija o una cubierta telescópica para tu piscina, no dudes en contratar nuestros servicios.

Top