Cuidado de toldos para alargar su vida útil (I)

Cuidado de toldos para alargar su vida útil (I)

Los toldos son un elemento que una vez adquirido conviene mantenerlo en buenas condiciones el máximo tiempo posible. Por eso, en Todo Toldo vamos a dedicar las siguientes entradas al blog a enseñarte algunos consejos para conservarlo en perfecto estado.

Sin duda, el principal elemento a cuidar es el tejido. Pero tampoco conviene descuidar los demás, como por ejemplo los brazos o los elementos estructurales.

1. Recogerlo cuando las condiciones meteorológicas no son óptimas

La humedad es uno de los principales enemigos de un toldo. Por eso, cucando llueva o nieve hay que recogerlo lo antes posible. Eso si, hazlo con él seco ya que en caso contrarío podría formarse moho. Por otro lado, en caso de fuerte viento puede sufrir serios daños. Así que, en este caso también es conveniente recogerlo ya que la fuerza del viento podría romper el tejido e incluso los brazos.

2. Cepillarlo regularmente

Cada cierto tiempo es bueno pasarle un cepillo suave para retirar y evitar la acumulación de polvo o de excrementos de animales. Si no se hace, esto podría propiciar la formación de moho, lo que haría que se perdieran sus propiedades. Si lo deseas, también se puede usar el aspirador para eliminar el polvo.

Top