Lluvia a la vista: cuida tus toldos

Lluvia a la vista: cuida tus toldos

Parece que el buen tiempo está llegando definitivamente a su fin. Un símbolo de que el periodo estival se ha acabado son las bajas temperaturas y el comienzo de las lluvias. Por este motivo, desde Todo Toldo queremos daros una serie de recomendaciones relacionadas con vuestros toldos.

No dejes los toldos extendidos durante todo el día extendidos

Ya no estamos en verano, los rayos de sol no pegan constantemente ni calientan como antes. Si sales de casa (al trabajo, a hacer recados, a pasear, o porque te vas unos días fuera), no olvides recoger los toldos. En otoño, la meteorología cambia repentinamente y las tormentas pueden darse cuando menos te lo esperes. Además, las lluvias fuertes pueden llegar a romper la tela o el herraje de los toldos.

Mantén los herrajes siempre secos

Otro de los elementos claves que forman parte de un toldo son los herrajes. Cuando comienza la época de lluvias es importante que estos permanezcan siempre en buen estado. Secarlos bien es esencial para que no se oxiden, tengan una estética adecuada y una vida útil mucho más larga.

Elimina el agua

Si no has sido precavido y has dejado el toldo extendido durante una tormenta, debes eliminar todo el agua que este ha acumulado durante las precipitaciones y dejarlo secar bien antes de guardarlo. Esto evitará que se creen malos olores e incluso moho.

Sigue nuestros consejos y tus toldos lucirán como nuevos. Contacta con nosotros si necesitas nuestros servicios o tienes alguna duda.

Top